CIUDAD DE MÉXICO (Reuters) – El partido gobernante de México, Morena, y sus aliados obtuvieron una amplia mayoría en la Cámara Baja del Congreso, pero no en el Senado, dijo el domingo el líder del partido, muy por debajo de la mayoría requerida de dos tercios en ambas cámaras. . Se debe cambiar la constitución.

Los resultados preliminares de la votación del 2 de junio mostraron que Claudia Sheinbaum fue elegida de manera aplastante como la primera mujer presidenta de México, con su partido, Morena y sus aliados, acercándose pero no alcanzando una mayoría de dos tercios.

En última instancia, la coalición de Morena, que incluye al Partido Verde y al Partido Laborista, controlará 83 escaños de los 128 del Senado, apenas por debajo del umbral de la supermayoría de 85 escaños, dijo el líder de Morena, Mario Delgado, en una publicación en las redes sociales.

En la cámara baja del Congreso, de 500 miembros, la coalición gobernante de izquierda tendrá 372 escaños por encima del umbral de la supermayoría de 334 escaños, dijo Delgado.

«Con una fuerte mayoría en la Cámara de Representantes y una mayoría en el Senado, profundizaremos la transición para construir una nación de bienestar y prosperidad compartida», dijo Delgado.

La comisión electoral del INE de México había dicho que contaría el 60% de los votos. La líder de la oposición mexicana, Xóchitl Gálvez, que perdió las elecciones ante Sheinbaum por 30 puntos porcentuales, pidió un recuento del 80% de las urnas.

La incertidumbre sobre la composición del próximo Congreso, que asumirá sus funciones en septiembre, sacudió los mercados la semana pasada cuando tanto el presidente izquierdista saliente, Andrés Manuel López Obrador, como la presidenta electa Sheinbaum señalaron su apoyo a las reformas a la constitución.

READ  Egipto y México desde arriba: exposición de fotografía aérea en el Museo Nacional de las Civilizaciones - Artes Visuales - Arte y Cultura

Además de una reforma del poder judicial que haría que los jueces de la Corte Suprema fueran elegidos por el pueblo, las posibles reformas incluyen la eliminación de los reguladores energéticos independientes y al mismo tiempo la consolidación del poder en el poder ejecutivo.